Sabana Grande

 

Parroquia

San Isidro Labrador y Santa María de la Cabeza


  1. Para 1775 había una ermita.

  2. La primera iglesia, de madera con techo de yaguas, se terminó en 1808. La iglesia de mampostería se inauguró en el 1852.

  3. El templo se reconstruyó en 1935, cuando se sustituyó el techo de azotea por uno de hormigón. La nave central está techada de madera.

  4. La última reparación grande se hizo durante la década de 1990.


Fotos adicionales

__________


 

Pueblo del petate

El nombre de este pueblo deriva de la gran llanura o sabana (parte del Valle de Lajas) que ocupa la región sur del municipio.


Este territorio comenzó a poblarse temprano durante el siglo 18. A principios del siglo 19 había un barrio de San Germán llamado Sabana Grande Arriba. Aunque no se han encontrado documentos oficiales que indiquen cuándo se fundó del pueblo, se ha escogido el 1813 porque en ese año se estableció la parroquia.


La economía dependió por mucho tiempo del cultivo de la caña de azúcar. Hoy se cultiva café, plátanos, guineos y frutos menores. La ganadería y algunas industrias apoyan la economía actual. El Cementerio Masónico (fundado en 1886, único cementerio masónico en la isla), la Casa Grande (Hacienda San Francisco) y el Museo de Arte y Cultura son algunas de las atracciones de este municipio. Los amantes de la naturaleza querrán visitar el Bosque Estatal de Susúa (compartido con Yauco) y el Bosque Estatal de Maricao (compartido con varios pueblos).


Augusto Malaret Yordán (autor y periodista), Félix Rigau Cabrera (aviador) y José M. Nazario Cancel (escitor) son sabaneños destacados. El municipio también se conoce como el Pueblo de los prodigios, por la supuesta aparición de la Virgen en el 1953. Los renombres de Pueblo de los petateros y Pueblo del petate derivan de la tradición de tejer petates o esteras (piezas parecidas a alfombras) usando las hojas de la palma de petate, que fue muy común en el sur de la isla. La hoja, que también se usa para tejer canastas y otras artesanías, ocupa un lugar céntrico en el escudo y la bandera del pueblo. Esta tradición se celebra anualmente mediante el Festival del Petate.