Una mano, una oportunidad
 

El requisito principal para tomar una buena foto, o al menos una que nos guste, es tener una cámara en mano. Cuántas oportunidades se pierden sólo porque decidimos no cargar la cámara. Hoy no tienes excusa porque por muy poco dinero puedes adquirir una cámara digital compacta y llevarla siempre contigo. Naturalmente, con cualquier cámara no se puede captar cualquier momento, pero mejor es tener a la mano una simple que ninguna. La oportunidad para tomar esta foto surgió inesperadamente. Viajaba con mi hija cuando al mirar hacia el lado veo su mano. En la próxima luz roja apunté y listo... la mano de mi niña bonita grabada para siempre. Colores, luz y sombras, y un sentimiento que una foto no puede captar.